jueves, 5 de febrero de 2009

La antigua imagen de la Virgen (IV)

Esta fotografía de la Virgen responde, como la mayoría de las conservadas al espacio de tiempo de entre 1934 en que fue restaurada y 1936 en que tristemente desapareció pasto de las llamas.

Aunque las fotografía no posee la calidad de otras ya expuestas, son varios sus aspectos interesantes. El primero de ellos es la situción, uno de los arcos que comunican el coro con las naves laterales. Por aquella fecha, y hasta la reciente restauración de la ermita, los pilares y la capilla mayor contaban con un alicatado de azulejos en tonos azules y estilo neogótico, que fueron colocados en las obras de reparación de la ermita en 1928.

Respecto a la propia imagen, es destacable el hecho de que aparece ya la Virgen con el rosario de oro en su corona. Este rosario fue donado a la Santísima Virgen por la que fuera Presidenta Honoraria de la Asociación y Corte de Honor Dña. Pilar Zarandieta. Este rosario había pertenecido a su familia, y por sus líneas puede datarse en el s.XVIII. En la cruz aparece grabado en nombre del donante. En líneas generlas la Virgen porta los mismos atributos y aderezos que en las demás fotografías: traje de tela con bordados menudos el niños, la toca de tul la Virgen, cetro, corona, y gargantilla y pendientes. En la mano del cetro también la ya mencionada rosa. Actualmente, junto con la toca y las joyas, se conserva y lo luce la Virgen en las procesiones y cultos solemnes.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada